Imprimir

Una final sin el “color especial” de Sevilla

on .

Fernando Belasteguin y Pablo Lima han dejado claro una vez más que están un escalón por encima del resto. Los “depredadores” machacaron con una superioridad insultante a unos desconocidos Juani Mieres y Sanyo Gutiérrez que en apenas 61 minutos vieron como sus rivales se hacían con el séptimo título consecutivo de la temporada.

 

 

Con un aplastante 6/2 y 6/0 los líderes del ranking World Padel Tour se llevaron el trofeo del Sevilla Open, otra vez sin ceder ni un solo set en toda la semana.
 
Mieres y Gutiérrez fueron incapaces de encontrar los caminos para “frenar” a unos endemoniados rivales. Fue recién en el último juego del partido donde apareció la magia de Sanyo, las primeras bolas de break y una tenue reacción que no llegó a ser tal.
 
Ya en el tercer juego del partido llegó el primer zarpazo, break y consolidación para ponerse 3-1 en el marcador. Y de ahí en más el dominio fue in crescendo. La estrategia estaba más que clara, Sanyo no tocaba bola y el pobre Juani estaba para arriba y para abajo sin encontrar la fórmula para salir del asedio rival.
 
Un nuevo break en el fatídico séptimo juego terminó por sentenciar la primera manga.
 
La ruptura al saque de Sanyo en el primer juego del segundo set fue el golpe definitivo. No se recuperaron anímicamente los campeones de Madrid, ni siquiera con el apoyo de la grada. Sin muchos lujos, con puntos muy rápidos, la final fue perdiendo color y todo fue muy monótono.
 
Los número 1 regresaron con más ganas que nunca. Continúan invictos, Belasteguin suma su noveno título consecutivo y Lima alcanzó el séptimo con su compañero. La temporada entra en la recta final y nadie ha sido capaz de encontrar el “antídoto” para acabar con los depredadores.
 
Nos vemos dentro de ocho días en Vilagarcía de Arousa. World Padel Tour vuelve a tierras gallegas. Veremos si las “meigas” frenan a Bela y Lima.